viernes, 22 de septiembre de 2017

La guerra es un desastre

La creciente escalada de amenazas entre Estados Unidos y Corea del Norte ha vuelto a despertar los temores de un posible conflicto nuclear. Posibilidad, en realidad, que nunca desapareció, porque la mezquindad de los gobernantes y la codicia del gran capital no ha dejado de especular con la guerra. Las empresas fabricantes de armas obtuvieron durante los primeros meses del mandato de Donald Trump unos beneficios de 69.000 millones de euros, al tiempo que la cotización de sus acciones en bolsa se disparaba. Los analistas financieros adelantan, además, que 2018 puede ser el año en el que las empresas armamentísticas alcancen cifras de récord en cuanto a ganancias. Hay cerca de 40 conflictos armados en el planeta. La mayoría alejados de los grandes focos de la información, olvidados, pero que suman cada día sus muertos a una lista macabra. Las armas que alimentan esas guerras son fabricadas en países que con una descarada hipocresía se autodenominan defensores de los derechos humanos, entre los que se encuentra España, séptimo exportador mundial de armamento.
Es imposible avanzar hacia una cultura de la no violencia que aleje la amenaza de un gran conflicto nuclear capaz de acabar con la vida en este planeta, si no detiene esta escalada irracional que beneficia a unos pocos. Los humanistas denunciamos a las empresas fabricantes de armas, a los gobiernos cómplices y a las entidades financieras que las respaldan y exigimos:  Desarme nuclear inmediato y total  Retirada de las tropas invasoras  Devolver los territorios ocupados  Desarme convencional progresivo  Renuncia de la guerra como método para resolver conflictos Toda política que no vaya encaminada hacia la consecución de estos objetivos está apostando por el beneficio y la muerte. Y de nada valdrán sus buenas palabras o grandilocuentes declaraciones de intenciones serán cómplices de la guerra y contrarias a la evolución humana. HACIA UNA CULTURA DE LA NO VIOLENCIA Hoy son innumerables ejemplos que hablan de un mundo enfermo de violencia. Y no nos referimos únicamente al hecho armado de la guerra, aunque la amenaza un conflicto nuclear vuelva a ocupar portadas por la escalada de amenazas entre Estados Unidos y Corea del Norte. Todos podemos sentir esa violencia cotidiana que se expresa en millones de personas excluídas y obligadas a vivir en la pobreza, en los ataques contra las mujeres, en la discriminación por motivos religiosos o étnicos, en la presión que se vive o en la persecución a que son sometidos todos aquellos que no actúan siguiendo los preceptos marcados por los “guardianes de la moral”.
Para los humanistas la violencia es la expresión de un sistema cruel, que coloca otros valores por encima del ser humano, y que deberá ser superado para dar un necesario salto evolutivo en nuestra especie. Nos movilizamos hacia aquello que defiende la vida, y rechazamos lo que se encamina hacia la muerte. Somos violentos cuando vemos en el otro un para mí, que sirve a mis intereses o que utilizamos para descargar nuestras tensiones o frustraciones; y comenzamos a practicar la no violencia cuando reconocemos lo humano en el otro. Cuando vemos un ser con nuestros mismos miedos, esperanzas y contradicciones, pero capaz de superarlos para construir juntos. Sabemos que somos muchos los que aspiramos a ese otro mundo sin violencia que permitirá avanzar hacia una Nación Humana Universal. Por eso os invitamos a que celebréis con nosotros el próximo 2 de octubre, declarado por las Naciones Unidas como día internacional de la no violencia, para expresar juntos la necesidad de una nueva cultura de la no violencia activa.

lunes, 31 de julio de 2017

Entrevista en Radio Internacional


Recientemente el programa de Radio Internacional "El mundo del consumo", entrevistó a Juan Cerrada, miembro del equipo humanistas de Carabanchel.

La entrevista se centró en la campaña de sensibilización sobre el peligro del incremento de consumo de psicofármacos entre niños y adolescentes y la expansión del diagnóstico del TDAH.

Aquí podéis escuchar el audio de la entrevista:
https://drive.google.com/file/d/0B7gWDTS5CUoCcGpPM2hxT1owcEU/view?usp=sharing

lunes, 17 de julio de 2017

El guía interno



1.    ¿Quién es tan admirado por ti que quisieras haber sido él?
2.    Preguntaré más suavemente. ¿Quién te es ejemplar, de tal manera que desees incorporar en ti algunas de sus particulares virtudes?
3.    ¿Acaso alguna vez, en tu pesar o confusión, has apelado al recuerdo de alguien que, existente o no, acudió como reconfortante imagen?
4.    Estoy hablando de particulares modelos a los que podemos llamar “guías” internos, que a veces coinciden con personas externas.
5.    Esos modelos que quisiste seguir desde pequeño fueron cambiando solamente en la capa más externa de tu diario sentir.
6.    He visto cómo los niños juegan y hablan con sus imaginarios compañeros y sus guías. También he visto a las gentes de distintas edades, conectar con ellos en oraciones hechas con sincera unción.
7.    Cuanto más fuertemente se hicieron las llamadas, desde más lejos acudieron estos guías que trajeron la mejor señal. Por ello supe que los guías más profundos son los más poderosos. Sin embargo, solamente una gran necesidad puede despertarlos de su letargo milenario.
8.    Un modelo de ese tipo “posee” tres importantes atributos: fuerza, sabiduría y bondad.
9.    Si quieres saber más de ti mismo observa qué características tienen aquellos hombres o mujeres que admiras. Y repara en que las cualidades que más aprecias de ellos obran en la configuración de tus guías internos. Considera que, aunque tu referencia inicial haya desaparecido con el tiempo, en tu interior quedará una “huella” que seguirá motivándote hacia el paisaje externo.
10.  Y si quieres saber cómo se interpenetran las culturas estudia además del modo de producción de objetos, el modo de difusión de los modelos.
11.  Importa pues que dirijas tu atención a las mejores cualidades de las demás personas porque impulsarás hacia el mundo lo que hayas terminado de configurar en ti.

(del Paisaje Interno -  Silo)

sábado, 15 de julio de 2017

Como llega al diagnóstico de TEA y de TDAH un niño con cociente intelectual alto y como sale de él


Hemos recibido una completa y detallada descripción de una madre que relata como su hijo pasó a ser diagnosticado de TEA y de TDAH y como ella se opuso a que lo medicaran, el acoso que sufrieron, tanto el niño como los padres, y como ayudaron a  su hijo a mejorar sus problemas de atención a través de la nutrición.

Se trata de una historia en que su hijo no encontró demasiado apoyo en las instituciones sanitarias y educativas, que presionaron siempre a la medicación sin indagar en las causas que motivaron el comportamiento del niño.

Es la experiencia de una familia en la que puede que muchas otras se vean reflejadas y que puede ayudar a otros a buscar nuevas soluciones

Como es muy extenso, podeis pinchar aqui para leer o descargar el pdf:


miércoles, 12 de julio de 2017

El Principio de proporción

Las cosas están bien cuando marchan en conjunto, no aisladamente.


Esto quiere decir, que si impulsados por un objetivo, desacomodamos toda nuestra vida, el logro del resultado buscado se verá sometido a numerosos accidentes y aún, si efectivamente se consigue, tendrá amargas consecuencias. Si, para obtener dinero o prestigio, desacomodamos nuestra salud, sacrificamos nuestra gente querida, nos despreocupamos de otros valores, etc., es posible que surjan tales accidentes, que no logremos el resultado buscado. En otros casos, puede ser que lo obtengamos pero ya no habrá salud para disfrutarlo, ni seres queridos con quienes compartir, ni otros valores que nos den sentido.


 "Las cosas están bien cuando marchan en conjunto" y esto es así, porque nuestra vida es un conjunto que requiere equilibrio y desarrollo adecuado, no parcial. Si bien hay cosas mas importantes que otras, cada persona debería tener una verdadera escala de valores para que lo primario, lo secundario, lo terciario, pudieran cumplirse proporcionalmente. Con la fuerza que debe aplicarse a cada cosa de acuerdo a la importancia fijada, todas marcharían en verdadero conjunto.


Ilustremos lo explicado con una leyenda en la que las acciones desproporcionadas producen efectos desastrosos: Cuatro magos vivían en amistad. Tres de ellos alcanzaron una gran instrucción pero carecían de juicio. El otro aborrecía la instrucción, pero su razonamiento era excelente. Uno de los magos dijo:" De que vale el juicio sin instrucción? Podrá saberse que es bueno y que es malo, pero no cómo hacer una cosa u otra". Para ilustrar lo dicho, el menor de ellos comentó: "Mañana debemos estar en Persépolis pero hay hasta allá una gran distancia, de manera que en un día nuestros camellos no podrán recorrerla, pero con nuestra instrucción podremos hacerlo". Entonces, le pidieron al juicioso que acercara uno de los camellos y así uno estiró sus piernas hasta la altura de una casa del silencio, el otro amplió sus lomos de manera que los cuatro cupieran en otras tantas jorobas y el restante mago se preocupó de darle al animal, un cuello tan largo que pudiera divisar a la distancia cualquier punto de interés. A la mañana siguiente, montaron solo tres, porque el mago juicioso dijo: "Mejor tres que cuatro cuando los problemas se suman". Y los tres magos montaron riendo del temeroso. La carrera comenzó a gran velocidad, pero al poco tiempo, no hubo agua que pudiera colmar la sed de semejante animal.

Para colmo las fuertes areniscas daban en la cabeza altísima del enorme monstruo, de tal manera que en lugar de erguirla colocarla como serpiente que va veloz tras su presa. Así, debilitado el camello y desequilibrado por la anormal postura de su cuello, terminó cayendo como una torre a la que le fallan los cimientos. Triste fue el regreso de los magos, pero afortunadamente, el juicioso los esperaba para reconfortarlos. Sea como fuere, no llegaron a tiempo al lugar propuesto y perdieron sus negocios. 
Otro día, los cuatro encontraron un animal muerto y queriendo probar al juicioso, el valor de la instrucción, dijeron: "Ea, hagamos algo por este pobre león muerto. Pero ahora pongámonos los tres de acuerdo a fin de que todas las partes coincidan bien y en un conjunto razonable, porque aquel asunto del camello fue habilidad de cada uno, pero no de los tres". El primero, entonces dijo: - Yo se como unir el esqueleto. El segundo dijo: -Yo puedo suministrar piel, carne y sangre. El tercero dijo: - Yo puedo darle vida. De este modo, el primero juntó el esqueleto, el segundo proporcionó piel, carne y sangre. Y mientras el tercero intentaba darle vida, el mago de juicio aconsejó contra esto, observando: - Este es un león. Si tu le das vida, matara a cada uno de nosotros. - Simplón! - dijo el otro -, yo seré el que reduzca tu buen juicio a nada. - En este caso - fue la contestación - espera un momento, mientras yo me trepo a este árbol conveniente. Cuando hubo hecho esto, aquel dio vida al león, y este se levantó y mató a los tres y luego que el león se hubo retirado, el mago juicioso bajó del árbol y se fue a su casa.

lunes, 10 de abril de 2017

Muchos niños de altas capacidades son diagnosticados con TDAH



La mente de los niños superdotados o de altas capacidades es hiperactiva por propia naturaleza, necesita continuamente actividades nuevas para aprender y experimentar cosas nuevas. Muchos pacientes, tanto niños como adultos,  me preguntan incluso qué pueden hacer para dejar de pensar, para parar “el molinete”.
También es una mente más rápida. Un niño superdotado puede terminar antes los trabajos y después comenzar a molestar o a demandar atención, o directamente pasar de hacer los trabajos de clase porque le aburren y su motivación es mínima, escuchando repetición tras repetición de lo que ya conoce, quizás incluso desde antes de comenzar el curso.
En esa situación de falta de motivación, o aburrimiento, también puede desconectar y encerrarse en su mundo, en sus pensamientos, dejando de prestar atención a la clase, no apuntando los deberes cuando tiene que hacerlo, o simplemente olvidando hacerlos después pues no tienen el menor interés para él.  Una característica típica de los superdotados es la gran capacidad de abstracción, de aislarse concentrándose en su propio mundo, y suele ir muy asociada también a ser bastante despistados.
Si nuestro chico además tiene un carácter activo, y le exigimos estar sentado y aburrido sin nada que hacer durante  las clases, existen muchas probabilidades de que se ponga a hablar, a molestar a sus compañeros, o a moverse buscando algo que le interesa más y que le ayude a distraerse, actitudes que pueden llegar a considerarse molestas por el profesor, y ser calificadas como comportamiento disruptivo durante las clases.
Si analizamos las preguntas de un cuestionario típico para profesores, la mayoría de los alumnos superdotados que no están recibiendo la educación que necesitan podrían ser identificados positivamente como casos de TDAH: 
1.       No acaba las tareas que ha empezado 
2.       No puede concentrarse o prestar atención durante mucho tiempo
3.       No puede permanecer sentado, no está quieto o es hiperactivo
4.       Inquieto
5.       Sueña despierto o se queda como “ausente” 
6.       Impulsivo, actúa sin pensar
7.       Dificultad para seguir instrucciones 
8.       Habla sin esperar su turno  
9.       Es desorganizado en sus trabajos 
10.     No presta atención, se distrae fácilmente
11.     Habla demasiado
12.     No hace las tareas que se le asignan

Nuestra experiencia es que continuamente acuden a nuestra consulta en El Mundo del Superdotado niños muy inteligentes, diagnosticados y/o medicados para el TDAH. En un 90% de los casos su comportamiento durante las pruebas, muy motivadoras y variadas, es de total atención y concentración, y no se mueven de la mesa durante el tiempo de realización de las mismas.  Si un niño superdotado está interesado en lo que hace, le divierte lo que hace, está motivado por lo que hace, no molesta, no interrumpe, no desconecta y su comportamiento es totalmente adecuado. No sufre TDAH y no necesita medicación, lo que sufre es aburrimiento y desmotivación durante las clases porque necesita educación especial.

Nuestro consejo para los padres cuyos hijos son muy inteligentes, es que antes de medicar soliciten una evaluación intelectual. Según nuestra experiencia, niños con cocientes intelectuales a partir de 120, que ya podríamos considerar de altas capacidades aunque no sean superdotados, ya tienen una edad mental muy superior a la de sus compañeros y se aburren y desconectan también durante las clases. Estos niños no necesitan medicación, lo que necesitan en un estilo educativo diferente que les motive para estar atentos durante las clases, y estar con alumnos con su misma edad mental (aceleración de curso).

También es necesaria, en la mayoría de los casos, una mayor atención por parte de sus padres, aprendiendo a trabajar correctamente con los niños normas y límites. Pero si como padres,  si no disponemos de tiempo y preparación para asumir la educación de un niño muy inteligente y con comportamientos diferentes a lo normal, lo más recomendable es solicitar el apoyo de especialistas que nos puedan orientar para mejorar su educación sin necesidad de recurrir a una medicación que podría ser innecesaria y con efectos impredecibles a largo plazo.

Carmen Sanz Chacón
Neuropsicóloga Clínica Experta en Superdotados y Altas Capacidades

www.elmundodelsuperdotado.com